4 de agosto de 2011

Decidí amarlo...

Lucien Lévy-Dhurmer, poesía, Mónica López Bordón, Vivir para contarla
Cuadro de Lucien Lévy-Dhurmer

Atravieso las llamas de tu blanco,
hacedor de tanto amor
en versos sostenidos en tu vacío,
tan bello…tan lleno de metáforas
anticipando la vida.

Quise tenerte siempre para mí:
la próxima palabra, el próximo verso…

Hundí mis manos
en tus hojas y decidí amarte,
solemne,
precisando el fuego de tu amor.

En mi piel, siempre viva,
afilo las fábulas de tu gran patria,
bailo y digo el mapa de tus letras,
mírame,
reconóceme enredada en las sílabas,
ámame con los ojos de viento,
labios entregados al poema,
siempre al galope de un beso largo
que se clava en tu carne y resurge
al lado de las palabras que me habitan.




Otros poemas:
Asumiendo al fin la vida
Vendrá la primavera y habrá flores
He dado el salto de mí al alba


12 comentarios:

Pluma Roja dijo...

Precioso poema, completito.

Un fuerte abrazo,

Hasta pronto.

Rosa Cáceres dijo...

Impresionante.

Un saludo

soylauraO dijo...

El poema es de riesgo; pues, considerará que un amor así no admite infidelidades.
http://enfugayremolino.blogspot.com/

Liliana dijo...

Bellísimo. Además, un antídoto excelente contra la envidia: el amor.
¡Genial!

Jorge dijo...

Siempre a la espera de tu proximo poema que sabemos sera bello, lleno
de ternura como siempre y como este
que no podia fallarle a tu sello.
Bellisimas las metaforas de la ultima estrofa.
Ya me he leido el poema tres veces.

Como siempre siguiendote
Jorge

Aldhanax Swan dijo...

Qué hermoso poema!! Muy, muy bonito!! Perdón por mi ausencia.
Besitos

Estela Alcay dijo...

Perdida entre las metáforas de los últimos versos, siento envidia de ese amor perfecto, de esa entrega y ese ansia de perderme también entre las hojas de su amor.
Me ha encantado, felicidades Monica.

andres rueda dijo...

Dos grandes, Monica y Lucien, mi admiracion, para ambos.

Un beso
Andres

Jane Austen dijo...

Sigo tu blog desde hace tiempo y he de decir que me encanta... pásate por mi blog y recibirás una sorpresa.
Jane.

Mayte_DALIANEGRA dijo...

Un poema profundo y sincero, de una belleza que trasciende a los propios versos.

Un placer haberte encontrado. Vengo a ti desde el blog de nuestro común amigo Andrés Rueda, quien me habló de tu enorme calidad literaria.

Un beso y muy feliz semana.

LA CAJA DE ANBAIRO dijo...

Querida Mónica he sentido la necesidad de releer este magnífico y profundo poema para llenarme totalmente de el.
Felicidades por tan bello trabajo.-
Un abrazo: Antonio

El silencio negro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.